EnglishEspañol

Los videojuegos y el desarrollo de habilidades sociales y escolares

Muchos papás no ven con buenos ojos que los niños y adolescentes  pasen mucho tiempo en los videojuegos o las videoconsolas; y no quieren verlas en casa por el miedo a que perjudique el rendimiento escolar de sus hijos. Pero desde hace un tiempo, psicólogos, universidades y centros de investigación, reconocen los beneficios de estos ya que influyen y potencian el desarrollo de habilidades como la atención, la creatividad, la memoria, los idiomas, correlación de datos, el pensamiento crítico y el trabajo en equipo entre muchos más.

Desde 1980 el auge de los videojuegos a evolucionado radicalmente con los avances tecnológicos pero no se ha indagado lo suficiente por los aportes psicológicos y pedagógicos; por ejemplo la neurociencia ha investigado si los videojuegos pueden ayudar a desarrollar ciertas capacidades cognitivas, evidenciando resultados positivos en habilidades como la memoria, velocidad de reacción, resolución de problemas multitarea, donde en la última década ha tomado relevancia en el campo pedagógico como técnica innovadora y recurso atractivo para docentes y alumnos, dando la posibilidad de interactuar directamente con el concepto a aprender en los diferentes saberes en el aula

Este desarrollo también ayuda en reforzar las habilidades sociales, ya que interactúan con personas de otros lugares y culturas del mundo, aunque debe ser supervisado por sus padres o adulto, siendo este conveniente o no, según su edad y las personas con quien se relacionan, guardando una alta responsabilidad sobre su uso. Es por esto que en  tiempos de pandemia los videojuegos especialmente los de  rol  se han popularizado entre nuestros jóvenes ya que  puede seguir teniendo contacto con sus amigos y otros jugadores sin la necesidad de salir, evitando el riesgo de contagio.

De igual forma en  los últimos años los vídeo juegos ha  sido una herramienta de alto valor de aprendizaje para los estudiantes,  ya que por medio de la estimulación sensorial y cognitiva que estos ofrecen, se fijan recompensas  a partir  de la obtención de puntos en el desarrollo progresivo o avance por medio de niveles de dificultad logrando que se consigan objetivos o regalos bajo la lógica de superar desafíos y retos propios de cada juego.

En las condiciones actuales por la pandemia del COVID- 19, los colegios han asumido un reto interesante para innovar y relacionar en sus clases, herramientas tanto analíticas como de diversión donde el estudiante sea protagonista en su proceso de aprendizaje sin dejar de lado valores, responsabilidades escolares y habilidades sociales que no notamos al estar inmersos mientras jugamos.

Es por esto que desde el área de sociales se pretende desarrollar el semillero a partir de la investigación de los videojuegos en relación con las ciencias sociales, abordando desde el arcade hasta los de Rol, con el fin de potenciar y desarrollar todas estas habilidades y destrezas que tienen nuestros niños, niñas y jóvenes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Inscripciones Abiertas para el año 2022

Diligencia el formulario para obtener atencion personalizada.